12.

Mi dulce Señor,
dime por favor cual es la diferencia
entre Tú y yo.


“Mi niño,
la diferencia es muy pequeña.

Tú estás poseído
por tus pequeñas posesiones;
Yo estoy liberado
por Mis Posesiones infinitas.