14.

En esta encarnación,
mi Señor,
sólo tengo tres deseos:
Mi primer deseo es hacer de mi vida
un largo agradecimiento.

Mi segundo deseo es hacer de mi vida
una larga aspiración.

Mi tercer deseo es hacer de mi vida
una larga entrega.