18.

Mi Señor,
¿necesito la Consolación y la Compasión a la vez,
o es suficiente con una de las dos?


“Hijo mío,
necesitas ambas, Consolación y Compasión.

Necesitas Mi Consolación
porque eres derrotado
en el campo de batalla de la vida.

Necesitas la Compasión
para actuar como un héroe divino
en el campo de batalla de la vida.

Además, necesitas la Compasión
para actuar como un vencedor
sobre las fuerzas del fracaso.